viernes, 7 de agosto de 2009

MEMORIA HISTÓRICA: Arevalo Cedeño invade a Venezuela y hoy es el Día Nacional de Bolivia

Emilio Arévalo Cedeño invade por cuarta vez Venezuela en un nuevo intento por derrocar la tiranía de Juan Vicente Gómez
Agosto de 1921, tal día como hoy 7, Emilio Arévalo Cedeño inició su cuarta invasión a Venezuela desde la frontera colombiana, en un nuevo intento por derrocar la tiranía de Juan Vicente Gómez.
Arévalo Cedeño, telegrafista de profesión, se alzó en armas contra Gómez en varias ocasiones, al frente de una guerrilla integrada por peones llaneros, estudiantes y veteranos enemigos del régimen gomecista.
La más relevante de esta invasiones no fue ésta del 7 de agosto de 1921, sino la del 31 de diciembre de 1920, que inició desde la confluencia del río Casanare por Cravo Norte (Colombia), y luego siguió por el Meta hasta llegar al Orinoco, para remontarlo y tomar por asalto a San Fernando de Atabapo (Amazonas). Arévalo Cedeño iba entonces a la cabeza de ciento noventa y tres hombres. Después de una prolongada travesía, el 27 de enero de 1921 atacó la casa que servía de cuartel general al temible Tomás Funes, quien gobernaba el entonces territorio Amazonas con la más bárbara crueldad. Después de un duro combate y ante la amenaza de incendiarle su guarida, Funes se rindió. Inmediatamente, un tribunal de guerra designado por la guerrilla de Cedeño lo juzgó y condenó a muerte, junto con su primer oficial Luciano López.
La ejecución se llevó a cabo frente a todo el pueblo reunido en la calle Real de San Fernando de Atabapo. El capitán Elías Aponte Hernández, hermano de Carlos Aponte Hernández, dirigió la parada militar que llevó a cabo Arévalo Cedeño con sus guerrilleros en perfecta formación.

Creación de Bolivia como República independiente
El 6 de agosto de 1825, una asamblea de representantes de las antiguas provincias conocidas como el Alto Perú decidió su independencia como República y asumió el nombre de Bolívar.
A raíz de la victoria de Ayacucho (Perú), el Libertador Simón Bolívar dio instrucciones a Antonio José de Sucre de hacer acto de presencia en las antiguas provincias del Alto Perú, luego de haber sido liberadas Cochabamba, Santa Cruz de la Sierra, Valle Grande, Tarija y Cinti.
El 9 de febrero de 1825, el mariscal Sucre convocó a todas las provincias del Alto Perú a reunirse en un congreso que debía decidir el destino de la nación. Habían tres posibilidades en el seno de la asamblea, proseguir la unidad con el Río de la Plata, incorporándose al conjunto de las Provincias Unidas; mantener la adhesión al Perú, reconociendo las medidas de incorporación dictadas por el virrey José de Abascal, como resultado de la revolución del 16 de julio de 1809 en La Paz (Bolivia); o sostener con decisión la independencia absoluta del Alto Perú.
Convocada nuevamente la Asamblea Deliberante en Chuquisaca (Sucre, Bolivia), el 10 de julio de 1825, y concluida el 31, se determinó por unanimidad la completa independencia del Alto Perú, bajo la forma republicana, por soberana voluntad de sus hijos. Finalmente, el presidente de la Asamblea, José Mariano Serrano, junto con una comisión, redactó el Acta de la Independencia que lleva fecha 6 de agosto de 1825, en homenaje a la batalla de Junín (Perú) ganada por Bolívar. La nueva República recibió el nombre de Bolívar a fin de honrar a su libertador y Padre de la Patria, y su primer Presidente fue Sucre.