domingo, 19 de julio de 2009

NICARAGUA CELEBRA EL TRIUNFO DE LA REVOLCUIÓN SANDINISTA UN DÍA COMO HOY HACE 30 AÑOS

Nicaragua recuerda hoy el 30 aniversario del triunfo sandinista, una revolución que duró 11 años y abandonó el poder derrotada en 1990 en elecciones libres, la misma vía por la que retornó al gobierno en 2007 como fuerza política alejada de la lucha armada, pero integrada a los nuevos vientos de la Alianza Bolivariana de las Américas (ALBA).
El FSLN nació en 1961 bajo inspiración de la revolución cubana, que logró tras una prolongada lucha armada y clandestina movilizar a todo el pueblo para derrocar un 19 de julio de 1979 al régimen dinástico de Anastasio Somoza, que impuso por casi medio siglo una dictadura militar.
La hazaña dio paso a una revolución de corte socialista que dirigió Ortega junto a ocho ex comandantes guerrilleros durante una década, en medio de una guerra con la contrarrevolución que financió Washington y que dejó cerca de 50.000 muertos de ambos lados, sinsabores para unos y satisfacción para otros
Las relaciones entre los Estados Unidos y América Latina, han sido, tradicionalmente, relaciones de subordinación en lo político y económico.
El marco histórico de esas relaciones es complejo. Sus orígenes se remiten a la conquista y la posterior secuela colonialista de las potencias del siglo XIX -España, Inglaterra, Portugal- que ceden gradualmente el dominio del continente a los Estados Unidos.
Esa transición se remonta a la tercera década del siglo XIX. Surgen los Estados Unidos con la doctrina Monroe, "América para los americanos", y Bolívar, vislumbrando el futuro, comenta en su carta a Campbell: "Los Estados Unidos parecen destinados por la Providencia para plagar las Américas de miserias en nombre de la libertad."