domingo, 18 de marzo de 2012

Medios Comunitarios representan una alternativa para los que no tienen voz

La Comunicación Popular y Alternativa tiene su sentido humano y es que le brinda la oportunidad de expresarse a todo aquel que en ningún momento se imaginó que podía hablar libremente por una emisora de radio.
Así llegó al Comunitario 96.7 fm el cantante y compositor de más de 600 temas Luis Beltrán de la Parroquia Boquerón, una persona con Discapacidad pero a pesar de ser rechazado por algunos taxistas al no quererlo montar en sus vehículos por el simple hecho de que tienen que ayudarlo a abordar y perder tiempo mientras cierran y guardan la sillas de ruedas en la maleta del carro, él no se da por vencido y espera hasta que llegue alguien de buen corazón y lo traslade hasta su destino.

Durante el programa De Frente Con Las Personas Con Discapacidad que se transmite los domingos de 10 a 11 de la mañana por la 96.7fm, Luis habló de tantas cosas importantes, entre ellos, un proyecto para un transporte exclusivo para las personas con discapacidad, así mismo, habló de un proyecto de formación para el trabajo para este sector que gracias al Gobierno Bolivariano hoy tienen una Ley que les garantiza hasta el aspecto laboral. Pero también expresó que está esperando su pensión a través la Misión en Amor Mayor Venezuela.

Yo vivo solo en mi casa, no tengo hijos y ya mi tiempo pasó, aunque ese era mi mayor deseo casarme y tener hijos. Desde que perdí a mi madre pensé que no tenía razón de seguir viviendo porque la que me daba cariño y me cuidaba era ella. Pero ahora me dan ganas de trabajar por las personas con discapacidad y quiero prepararlos para que cuando llegue la Misión Saber y Trabajo puedan demostrar que no solo servimos para ascensoristas o vigilantes, somos personas especiales y desarrollamos con destreza todo lo que nos asignen siempre y cuando esté a nuestro alcance.

Se despidió de los oyentes agradeciendo a la emisora por la oportunidad de poder hablar de todo por la radio y deseándole mejoría al Presidente Chávez al mismo tiempo que manifestaba que como buen cristiano todos los días oraba por su salud y por su pronto regreso al país.